domingo, 4 de julio de 2010

La Presencia de lo Etereo... La Necesidad de Decir.

Es mi blog, hace tiempo que lo tengo, no me dediqué a decir a través de el... fue la idea desde el inicio, pero las ideas bullen en la mente y el papel se resiste a aceptar su plasme. Si, el papel, orgulloso y milenario, en su altanería monopólica, con su deleitosamente tradicional dominio, con su abrumador y cortejado utilitarismo, sintió un sacudión… y los muros de su altanero y bullicioso Jericó cayeron aplastados por el terriblemente ¿divino? astral mundo de lo virtual…y comenzó todo… y todos comenzamos a decir. Había nacido el mundo de la necesidad de decir… el parto de lo milagroso: nos acordamos que existen las letras –no se si las palabras- y todos comenzamos a aplicar ¡es el mundo! ¡El nuevo mundo! Nuestro edén particular en el bullicioso paraíso general. Adanes del nuevo cielo nos sentimos... y disfrutamos de la permanencia de lo etereo sin ningún temor; con la experiencia previa de la caída evaica nos desplazamos con un nuevo cuerpo de luz, sin temor al pecado virtual.

2 comentarios:

David C. dijo...

La necesidad de decir en un mundo que necesita escuchar.

soy... dijo...

David C.

!!Nunca pensé que tendría comentarios en mi primera entrada!!

Es como decirte !Bienvenido! pero ya tienes meses visitandome.

Y que palabras más puntuales nos dejas...

Un placer que camines por esas rutas añejas que abundan en mi rinconcito virtual.

Saludos y gracias.